UNASUR Y LOS MOVIMIENTOS SOCIALES

unasur2-746133

Por la Secretaria de relaciones Internacionales del CMP (capitulo Argentina)

En Quito se han reunido los presidentes de todos los países de América del Sur que integran el UNASUR, con la inasistencia de A. Uribe de Colombia. El doble acontecimiento como fue el segundo mandato presidencial de Rafael Correa, hasta el 2013 del Ecuador y más allá de la formalidades que pueda presentar el que en este acto tenga protocolarmente el cambio rotativo, en este caso el traspaso de la presidencia del UNASUR hasta ahí de la presidenta de Chile Michelle Bachellet al presidente Rafael Correa de Ecuador que asume pro tempore, en esta reunión se han tratado temas de relevancia de primera magnitud para los pueblos en especial de esta parte del hemisferio.

Las nuevas condiciones políticas que surgen de la militarización de la región viene acompañada de una nueva política de penetración del imperialismo norteaméricano en la región. La reaparición y funcionamiento del patrullaje de la IV Flota naval de los EEUU por América latina con la amenaza de “navegar por aguas marrones” es decir los ríos del área, el golpe en Honduras contra el gobierno constitucional de José M. Zelaya, globo de ensayo y punta de lanza para la aplicación practica de esa política de dominación, la continuación del bloqueo económico a Cuba, el patrocinio de la gira de Liberman, ministro de relaciones exterior de Israel, país que está sumamente comprometido en la estrategia operacional de los sucesos del golpe militar de Estado en Honduras. Hecho que es reivindicado por los militares hondureños bajo el titulo de “salimos a parar el socialismo en América latina”, en declaraciones que los militares reaccionarios hacen sometidos y apoyados bajo las botas del Pentano su bases en Honduras y el Comando Sur de los EEUU. Allí aparece clara está toda una estrategia para la región en plena aplicación y desarrollo. Nuevas bases militares, coacción y sometimiento de dos gobiernos en la región, Perú y Colombia, y presión militar marítima y aérea. Acción apoyada en lo económico y el sembrar pestes, como ya lo hiciera reiteradas veces en Cuba como con “la fiebre porcina” que obligó a diezmarlos en la Isla con todo el daño alimenticio y económico.

Los presidentes democráticos han advertido con toda claridad esta situación, desde lo más alto del podio institucional de la región. Entre ellos se pudo escuchar la voz del presidente Hugo Chávez de la Republica Bolivariana de Venezuela, denunciando esta política cuando señala,”vientos de guerra empezaron a soplar en la región”, y denuncia las perspectivas de desarticulación de la unidad de la región y el intento imperialista de desintegrar todo el nivel alcanzado en la unidad y los proyectos nacionales y populares, y en algunos casos, socialistas como los que encaran Bolivia, Venezuela y Ecuador en la región.

Pero ha sido la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, de Argentina, la que además avanzó en una propuesta sumamente importante con la descripción de la situación en que ha entrado la región, sus responsables, y las perspectivas sobre las que hay que intervenir.. Dijo la compañera Cristina: “No podemos permitir que además de que nos hayan exportado la crisis económica y la gripe A ahora también nos planteen una situación beligerante en nuestra región; es altamente preocupante y mortificante para nuestras sociedades y nuestros gobiernos”, dejando claramente establecido el piso de cualquier proceso de discusión y alternativas a esta situación agregando que : “El problema no es militar, el problema es político y únicamente lo pueden resolver o no los presidentes de los países”, sin perder la dialéctica del dialogo, en particular con el presidente de Colombia Álvaro Uribe quien acaba de instalar en su país 7 bases militares de los EEUU, la presidenta Cristina apoyo el llamado del presidente del Brasil Inacio Lula Da Silva en cuanto a bajar el tono de la crisis y buscar el dialogo. Una posición que sin embargo no le impidió afirmar que: “Se está creando un estado de beligerancia en la región que puede desembocar en una situación que nadie quiere y tenemos responsabilidad de abordar el problema”, dejando en claro acerca de su propuesta de que una reunión extraordinaria del UNASUR se realice en Buenos Aires y que, “Tiene que estar ahí. Colombia también debe estar interesada en abordar este problema para no ser vista como factor de perturbación”. Como parte de una necesaria revisión política de las relaciones hemisfericas la presidenta Cristina Fernández, en referencia al papel de los EEUU y el gobierno de B. Obama expreso la necesidad de aclarar: “de una vez por todas la situación con Estados Unidos, para que defina cuál será su relación con el continente”.

La Secretaria de Relaciones Internacionales de la Central de Movimientos Populares (C.M.P. capitulo Argentina) hace un llamado a todos los movimientos sociales, organizaciones sindicales, políticas, culturales, deportivas a apoyar esta posición e intervención del gobierno argentino. Ello es parte de las necesidades diarias de la vida que como clase trabajadora, activa o desocupada, viven millones de argentin@s y latinoamericanos. La defensa de una política antiimperialista, de unidad e integración latinoamericana, de la construcción de la Patria Grande, por nuestra central es un deber. La presión destituyente, o directamente preparación de un golpe “blando” como lo califico nuestro secretario general Cro. Luís Ángel D´Elia, en el país no es ajena a esta realidad que se vio reflejada claramente en la reunión del UNASUR en Quito, Ecuador.

El imperialismo esta intentando acorralar a los gobiernos que llevan una política nacional y popular, a los que avanzan en la perspectiva revolucionarias y que como recordara al presidente Hugo Chávez del pensamiento del Gral. Juan Domingo Perón “ En el Siglo XXI nos encontraran unidos o sometidos..” y la presidenta Cristina Fernández a respondido en Quito a ese llamado.

León Cristalli

10 agosto de 2009

Secretaria de relaciones Internacionales del CMP (capitulo Argentina)

La Ley de prensa y su discusión profundizan el curso social revolucionario del país
La masacre campesina en Perú, las elecciones europeas y la crisis de la socialdemocracia
  • Mely

    No estoy de acuerdo con la instalacion de las bases yankee por el gobierno de colombia, estaria lesionando nuestra soberania nacional, y seria el inicio de decretar la guerra en america latina, especialmente con Venezuela, guerra esta como sabemos, por el agua dulce, petroleo, estaño, hierro, en fin el pais mas maravilloso del mundo dotado por dios de todos los milagros naturales, Chavez te apoyamos comandante amigo, viva Venezuela libre de ser colonia del imperio o patri trasero de ningun otro pais, colombianos unidos todos con venezuela, ecuador, argentina, bolivia, paraguay,brasil, todos por las bases de la Paz viva chavez viva venezuela, viva colombia sin Uribe y los oligarcas