GORVACHOV, LA BUROCRACIA Y EL SOCIALISMO

Ronald-Reagan-Mijail-Gorbachov

Mijail Gorbachov advirtió que “el mundo se prepara para una guerra”

El último líder de la Unión Soviética escribió una columna en la revista Time en la que solicita una reunión entre EEUU y Rusia para frenar “una guerra nuclear”

Fuente: INFOBAE

GORVACHOV, LA BUROCRACIA Y EL SOCIALISMO

León Cristalli, 27 de enero de 2017.

Cuando una sociedad genera una capa social que “tiene miedo al porvenir” esa sociedad está condenada a desaparecer. No solo a morir en lo que se considera materialmente “muerte física”, sino en lo que hace a su representación social en la historia de la humanidad.

Toda clase social que teme al futuro entonces inventa lo mitológico, religioso para finalmente darle una estructura filosófica teológica. Y desde allí comienza, al nacer, mismo su muerte o desaparición en su función social. La burocracia era, y parcialmente sigue siendo eso, en su función como representación de una capa social que no puede sobrevivirse. V.I.Lenin y después don León Trotski comprendieron ese papel de esta capa social en la historia. Un sector ni imprescindible y menos necesario al desarrollo de la humanidad para reencontrarse consigo misma en la permanente construcción y reconstrucción de una nueva sociedad.

Y como no tiene función en la producción de lo que hace a la vida y su necesidades, es una capa social temerosa, miedosa de su función que intuye- aún en los que la ejercen sin tener total noción de su papel de usufructuadores del trabajo del resto de la sociedad-, y entonces se encierran en su miedo existencial, que es al porvenir.

LA BUROCRACIA Y EL PROLETARIADO

El proletariado, que es lo mejor y herencia de la lucha por la vida y el progreso social de miles de millones de seres humanos desde su aparición en el planeta tierra, no le teme a la lucha “con todas sus consecuencias” como expresó J.Posadas en aquel pensamiento que es un manifiesto comunista de la II mitad del Siglo XX: “El socialismo es una necesidad de la vida” agregando “ La vida no tiene sentido sin la lucha por el socialismo…, CON TODAS SUS CONSECUENCIAS”. Es decir con la lucha de clases.

Este miserable de M. Gorvachov, políticamente calificamos no al individuo sino a su papel en la política del sistema, muestra el tremendo miedo existencial al porvenir de la humanidad. Su “perestroika” no era el progreso socialista sino el reacomodo de la burocracia ante su próxima desaparición de un Estado Obrero que estaba en el curso de su “regeneración parcial” e iba al camino de “la revolución política” previsto por don León Trotski y el maestro del proletariado J.Posadas. Como la IV Internacional publicó libros acerca de este curso 1990 en adelante, como el que consideró como “un desvío transitorio de la regeneración parcial del Estado Obrero” lo que acontecía con la formal desaparición de la URSS, pero que para nosotros nunca lo fue ni socialmente mi militarmente.

EL PAPEL POLÍTICO DEL TERRORISMO MEDIATICO

Gorbachov vuelve a reaparecer de la mano de esta revista norteamericana “Time” que se publica desde 1923 como orientadora de la política de las capas altas del poder económico del capitalismo americano. Y no es nada casual que reaparezca ahora que se está produciendo una revolución política en los EEUU en un curso que lejos de afirmar el sistema imperialista lo está cuestionando en su base misma como producto del desarrollo de las fuerzas productivas y su incompatibilidad con la generación burguesa del mercado en el capitalismo o desde el campo de la clase revolucionaria de la forma de distribución de todas esa enorme riqueza acumulada.

Y no es precisamente que Donald Trump quiera tirar abajo el sistema capitalista en los EEUU o el mundo, sino que su política produce una fase contradictoria al sistema, como cuando habla de volver “al sueño americano” tratando de volver a los orígenes del desarrollo industrial en la conformación de la nación, los EEUU., y sin ser su objetivo “destapa una olla podrida” generada en su etapa superior de concentración financiera mundial o imperialista y sus “burbujas”. Es a olla está a punto de estallar y no encuentran en su actual estructura capitalista como resolver esa contradicción al sistema transformándose -evolucionan-, de “contradicción” a antagónicas a su existencia. Esto produce una nueva etapa abriéndose una época dinámica y profundamente revolucionaria, que corresponde a lo que hace a las puertas y ventanas de una casa común en construcción que es la humanidad que no le teme al futuro aun “con todas sus consecuencias”, y entonces reaparecen estos “relojeros” contrarrevolucionarios que quieren destruir la confianza de la humanidad en sí. Como lo hizo en la URSS a la que Gorbachov condujo su desarticulación con la precisión de un nefasto “relojero” (que nada tienen que ver con los trabajadores relojeros sino en la precisión que exige el trabajo), y que fue la tarea de este burócrata en su etapa decadente para intentar “cambiar” (perestroika) lo que era una estructura sostenida en 76 años de la URSS que derrota al nazismo como es el concurrente mundial frente al sistema capitalista manteniéndose así el pensamiento de Lenin; “La URSS el faro que ilumina el mundo”. Y una condición político social a pesar de ellos, los parásitos burócratas, Y es por ello que en este 2017 recordamos con amor comunista al Primer Estado Obrero de la Historia, el eje que plasmó materialmente el camino de la nueva sociedad y desde allí dio las herramientas, totalmente vigentes hoy, para el cambio en la historia de la lucha de clase y por tanto de la humanidad.

GORVACHOV ES APÉNDICE, NO ESTRUCTURA DEL IMPERIALISMO

Este Gorvachov no tiene ninguna importancia política ni autoridad social en la Rusia de Base soviética donde nadie lo quiere por su papel nefasto allí y el mundo, que fue hace 27 años “desviar” (LC-1989) el curso regenerativo real del Estado Obrero Soviético. Por eso se lo recuerda y/o debe recordar como el que como mecánico relojero primero armó al interior del PCUS y la URSS una política anti leninista-trotskista y luego permitió el desarrollo del borracho carnicero directo del Estado Soviético el Sr. Yeltsin ambos con el carnet de un PCUS con 70 millones de afiliados pero ninguno existente y real; o como expresó J.Posadas ”el PCUS es un aparto sin base, un sello”, y que desde allí abrió las puertas al infierno involucionista que nada tenía que ver con la necesaria “glasnost” o libertades y derechos políticos en la URSS. Este personaje no es de la historia de la lucha de clases sino del miedo existencial de la parasitaria burocracia, que además de idiota es miedosa de cara al porvenir porque no puede ser una “nueva clase social” (como equivocadamente algunos marxistas la interpretaron), y ahora es sostenido financieramente por el sistema capitalista imperialista mundial.

Nosotros repudiamos y en lo que nos cabe como organización marxista-leninista-trotskista-posadista mundial, condenamos estas terroristas declaraciones de este Sr. Gorbachov. Su “análisis” huele a un intento desde el mismo poder corporativo trasnacional del poder compartido imperialista mundial, para poner el desvío (creemos transitorio) de lo que realmente está desenvolviéndose tanto en los EEUU como en la Rusia de base soviética bajo la dirección de Vladimir Putin. Por eso aterroriza, por enésima vez, con el “peligro” de una guerra mundial cuando en la realidad lo que está ocurriendo, y desenvolviéndose en la historia de la humanidad, ha sido LA PÉRDIDA DE LA HEGEMONÍA DEL IMPERIALISMO que es expresión directa del SINCERAMIENTO DEL CURSO en el camino de la construcción de LA NUEVA SOCIEDAD.

EL CAPITALISMO MUNDIAL ESTA CONFUNDIDO Y DESARTICULADO

Por ello es que sale este tipo a desviar lo de fondo que es la revolución interior de los EEUU y lo que ello se expresa y profundizará en el mundo. Que es la muestra clara, diáfana de la crisis final del sistema capitalista y en la cual la Guerra (oh novedad Sr. Gorbachov!!) es una acción diaria del imperialismo en todas partes del mundo. Como lo expresó, en otros términos pero la misma línea de pensamiento, el compañero Papa Francisco. O qué es lo que hacen en todo el mundo no solo los EEUU sino Inglaterra, Alemania, Francia, Holanda, Bélgica, España, etcétera y como con las guerras regionales o internas en los países, el sistema quiere saltar por lo que es una condición histórica para el sistema capitalista: “la rebelión de las Fuerzas Productivas en unión con La Lucha de Clases” (LC, 2000) que es el verdadero estadio actual de la historia de la humanidad.

Por ello es que salir a “plantear el peligro de una posible III Guerra Mundial “es el intento de correr el eje de la discusión de lo que está realmente sucediendo en los EEUU. Y para ello nos remitimos a nuestras publicaciones de 2016 entre ellos el libro Tomo I: “Trump es la crisis de los EEUU en un mundo en revolución”, y que se desarrolla en el Tomo II próximo a aparecer.

El sistema capitalista mundial se encuentra desarticulado porque su accionar conducía a la entronización de un gobierno “títere” al estilo del premio Nobel de la Paz, Barak Obama, que hizo más guerras en el mundo, expulsó a 3 millones de mexicanos, etcétera que y/o como sus antecesores. El sistema mundial imperialista necesitaba una Hilary Clinton que con su sonrisa banal sostuviera una política de las corporaciones y el Wall Street en alianza con una parte del mismo Pentágono y la gran industria militar.

Donald Trump es el viejo empresario de hace siglo y medio que quiere generar “plus valía” con la fuerza del trabajo (Marx y Engels) y no con las guerras en todo el mundo que sangran al pueblo de los EEUU. Es el empresario que quiere dialogar desde el poder que le da ser una de las 3 economías del mundo, y no que esto sea herramienta del sistema en su etapa final imperialista que lo lleva permanentemente desde hace decenas de años a una Guerra Atómica para defender sus intereses.

El actual gobierno de los EEUU no ata su política a lo que significó Vietnam, o Medio Oriente, o la desarticulación de los mal llamados países socialistas, al crimen con la desaparición de Yugoeslavia. Como dice el multimillonario Slim acerca de Trump, que éste quiere negociar incluso con lo que le significa, en crisis social interna y vecina, la inmigración de los antiguos “espaldas mojadas” y su papel en la construcción de la riqueza en los EEUU. Y repatriar las empresas que tenían antes su proceso productivo en los EEUU (porque la globalización liquidó las nacionalidades empresariales).

Donald Trump y su gobierno tiene por delante, al costado y detrás, un curso enormemente complicado, desigual y combinado. Defendiendo el sistema capitalista pero no queriendo caer bajo la etapa del fin del imperialismo hegemónico. Y este Gorbachov, Comodín de Baraja con su cara de naipe, como otr@s lo hacen de otras formas incluidas las “angelicales”, sale a aterrorizar con la “Guerra” cuando el mundo está en guerra de lucha de clases desde hace UN SIGLO a partir del Triunfo de la Revolución Rusa en 1917. Esa es la historia real de los últimos cien años en el planeta, las permanentes guerras como sostén del sistema imperialista.

Pero finalmente, en esta breve nota queremos volver sobre el papel de estos desinflados burócratas de la ex URSS de su tiempo, y es que no salen a advertir y por tanto menos organizar a la humanidad para responder a la “guerra”. Sino que desde el vacío de los “acuerdos” misileros, etc, crear un mundo de Paz. Y claro quien nunca fue marxista no puede ver ni con lentes de aumento o prismáticos que lo que genera las guerras a partir de la irrupción en la historia de la URSS, ya no es la lucha por las conquistas imperiales, coloniales o imperialistas de mercado, sino la LUCHA DE CLASES Y LA SUPERVIVENCIA DEL SISTEMA CAPITALISTA.

Y es allí en la desorientación y desarticulación del imperialismo en el que por un lado, aparecen los Donald Trump, o corrientes nacionalistas burguesas en países del mal llamado Tercer mundo, que terminan como en la política de Donald Trump “ENTERRANDO AL ALCA, LOS TLC, ACUERDOS DEL PACÍFICO, TLCAN, etc.” Y le decimos con energía Sr. Gobachov: usted quiere servir a sus mentores o sino denúncielos. Hable de una nueva sociedad, del socialismo y el provenir luminoso de la especie humana. Vaya a aprender de Carl Sagan, de Albert Einstein o escuche a Beethoven en su sexta sinfonía y disfrute mientras respira.

El sistema capitalista mundial está “confundido y desarticulado”, y ello debe ver y aprender la dirección China del PCCH y no buscar en Davos una tangente a su crisis inevitable. El mundo necesita LA PAZ sin duda y por ello luchamos cientos de millones en todo el mundo, como no nos agachamos ante las pitonisas del fin de la historia y las ideologías ni ante el TERRORISMO MEDIÁTICO. El mundo está en un curso revolucionario, no porque nosotros lo decimos, sino porque la realidad lo grafica cada día: “El Socialismo es una necesidad de la Vida” J.Posadas .

Entrevista a León Cristalli en Política Extrema por FM MUNDO SUR
Entrevista a León Cristalli en CX30 del Uruguay